Con más de 20 años en el quehacer artesanal, el diseñador de chacabanas El Faraón expresó su satisfacción por saber que ha hecho camino al andar, en una inspiradora carrera, que lo ha llevado a ser un embajador de la conocida prenda de vestir que gusta tanto los hombres como a las mujeres.

El diseñador dijo que llevar sus piezas a otros países de Latinoamérica y el Caribe es para él la realización más grande y le enorgullece ver que éstas son usadas por grandes personalidades de la vida social, comercial y artística de países aliados.

“Me alegra ver como los consumidores  dominicanos usan piezas de diseñadores nacionales, ya sea de cualquier de los modistos que están en la industria, pero de manufactura local. Ese es un sueño por el cual lucho día tras día”.

“Creo en los relevos y saber que los nuestros seguirán esta lucha de posicionar las marcas locales y que estemos a la par con la moda internacional, es una tarea de dominicano”, indicó.

La vida lo ha llevado de la mano de grandes profesores, pero en el devenir de la misma lo acercó  por el camino de la maestra,  Mercy Jácquez, de quien solo tiene palabras de agradecimiento  y sincero deseo de seguir su legado.

Siendo el presidente de la Asociación de Diseñadores Dominicanos,  manifestó su deseo de motivar a todos los diseñadores y  técnicos de  la carrera de diseño de modas, los formados en escuelas reconocidas y no reconocidas del país, a no permitir que los marginen. Propugna porque sean parte de los  proyectos estatales y privados  y del cambio en la industria de la moda.

“Los diseñadores dominicanos agrupados en nuestra asociación, queremos transformar la industria de la moda dominicana, sabiendo que desde hace un tiempo nuestro mercado ha mermado de una manera considerable, ya que las tiendas han dejado de consumir el producto nacional, para doblegarse ante la ropa extranjera,  barata  y muchas veces de segunda categoría”, apuntó El Faraón.

 El artista de la aguja y el dedal,  hizo un llamado a  los comerciantes y empresarios dominicanos,  a poner los ojos en los nuevos talentos, en los diseñadores que han realizado un trabajo de calidad,   para poner la moda nacional, a un nivel que sea reconocida  como marca país

Asimismo, destacó que la República Dominicana cuenta con  grandes elementos para poder crear una moda que identifique el Caribe y el mundo, ya sea con los elementos afroamericanos,  la cultura taína, el folclor, la belleza de la flora y fauna que deja prendado a los extranjeros y, por si fuera poco, ese rojo de la cayena y la flor de Bayahibe.

El Faraón  agregó, lo que busca el diseñador, es tener la oportunidad de incluir elementos en el diseño de la moda dominicana de una manera estilizada y creativa, para crear indumentarias preciosas y  únicas en el mundo.